2018: Una verdadera jugada perfecta

El pueblo cubano tiene grandes expectativas con el presente año 2018.

Por Niober García Fournier/ HABLEMOS PRESS.

GUANTANAMO.- Como las dos últimas palabras de este título lleva por nombre una emisión televisiva del canal “Tele Rebelde” de nuestra única televisora gubernamental la “Televisión Cubana”, donde se analizan juegos, campeonatos y otros eventos, todos en la rama del deporte.

Pero la jugada perfecta de la que les quiero hablar hoy no se trata precisamente de ese programa deportivo de la televisión, sino del contexto político existente en Cuba.

El pueblo cubano tiene grandes expectativas con el presente año 2018, puesto que a solo unos meses de comenzado este y como anunciara el general-presidente Raúl Castro Ruz en una intervención suya en la clausura de la sesión ordinaria de la Asamblea Nacional a finales del pasado mes de diciembre 2017, sus dos periodos de mandato presidencial quedarán concluidos el próximo 19 de abril, día en que resultara electa y constituida la nueva Asamblea Nacional del Poder Popular.

Para la gran mayoría de la población cubana esto será un acontecimiento muy importante en la vida política de nuestro país, que de hecho lo será, ya que con ello si en verdad el presidente cubano deja el cargo, el linaje de los Castros quedará por terminado, y sin estos comenzará un verdadero periodo de cambio en Cuba.

Vendrá un presidente que aunque tenga una forma de pensar y actuar parecida y tratará de seguir el curso de la mal llamada “Revolución” tendrá que buscar un cambio de imagen, a fin de tener una aceptación, que a la larga será algo positivo para la Isla.

También están esperanzados con que al ya no tener algún personaje de los sacrificados de la “Sierra Maestra”, los cuales están muy envejecidos para realizar esta labor,  podrían tener una mayor soltura para aplicar lo que realmente pudiera mejorar un poco el país. Aunque manteniendo siempre la línea de sus predecesores, como por citar algunos ejemplos subir un poco los sueldos a algunos sectores como educación, en las industrias, en la gastronomía entre otros y quitar algunas regulaciones innecesarias y burocráticas que solo entorpecen el desarrollo, y esto pudieran ayudar a mejorar la carga pesada que lleva el pueblo.

Aunque se podrán realizar algunos de estas transformaciones necesarias, la realidad del contexto político es otro, debido a que la conclusión de la presidencia de Raúl Castro tiene otro propósito, que será quedar él como el Primer Secretario del Partido Comunista de Cuba, que este es la fuerza dirigente superior de la sociedad y el estado cubano y organiza y orienta los esfuerzos comunes hacia la construcción del socialismo y la sociedad comunista.

Y el mismo seguirá contando con su hijo el general Alejandro Castro Espín como el jefe de los servicios de Inteligencia cubana, cuerpo represivo encargado de mantener el país bajo el control total del gobierno y sus instituciones, lo que se pudiera traducir en que seguirá manteniendo el verdadero poder, pero como se nombraba un antiguo programa humorístico de la televisión cubana, por “Detrás de la fachada”.

El actual presidente siendo el Primer Secretario del Partido y con su hijo en el puesto clave que hoy posee seguirá teniendo en sus manos una verdadera jugada perfecta en el contexto político cubano.

Conceptos relacionados